Alto el fuego Gaza

firma por la protección de la infancia en conflicto 

362.902 personas ya han firmado.
Ayúdanos a llegar a 400.000.

 Los niños y niñas pagan el precio más alto en el conflicto entre Israel y Palestina

A medida que se intensifica la violencia en Israel y Gaza, el número de niños y niñas en situación de riesgo se dispara. Más de 11.000 niños y niñas han muerto en los ataques aéreos en la Franja de Gaza.

Pedimos un alto el fuego inmediato para evitar una nueva escalada que ponga en peligro a la infancia y la adolescencia. Todas las partes deben hacer todo lo posible para protegerlos y respetar el derecho internacional humanitario.

Más de 600.000 niños y niñas se encuentran hacinados en una pequeña parte de la franja sin posibilidad de huir

La zona de Rafah es actualmente el principal punto de entrada de ayuda en Gaza y donde se concentra ahora mismo la mayoría de la población desplazada. Las familias duermen en tiendas de campaña improvisadas o al aire libre, y la desesperación por encontrar agua, alimentos o atención médica es cada vez mayor.

Si el gobierno Israelí amplía sus operaciones militares a esta zona de la franja las consecuencias pueden ser catastróficas. Ya no habrá un lugar seguro adonde huir y las respuesta humanitaria se verá paralizada por completo.

Todos los civiles deben ser protegidos, dondequiera que estén. Las organizaciones necesitamos poder llegar a todos los necesitados, incluidos los niños y niñas de las zonas al norte de Gaza. Necesitamos garantías de que las comunidades y nuestro personal estarán seguros.


Esta es la petición que vas a firmar

Ningún niño o niña debería tener que pasar por esto. Por ello, pedimos a la comunidad internacional que todos los actores implicados en el conflicto respeten el derecho internacional y de manera específica:

Garantizar que la infancia no es objetivo de guerra. Todas las partes deben evitar el uso de armas explosivas de gran alcance en zonas pobladas y garantizar que no se ataquen infraestructuras civiles. 

Escuelas seguras para la infancia. Tanto Israel como Palestina deben cumplir con la Declaración sobre Escuelas Seguras para garantizar que los niños y niñas puedan seguir acudiendo a la escuela y continuar con su aprendizaje. Se ha de poner fin inmediatamente a los ataques contra las escuelas y tomar medidas para garantizar que no se utilizan con fines militares..

Justicia ante las violaciones de derechos humanos. El asesinato y la mutilación de niños y niñas, junto con los ataques contra escuelas y hospitales, son graves violaciones contra la infancia. La comunidad internacional debe garantizar que se realicen investigaciones inmediatas e independientes y que los perpetradores sean llevados ante la justicia

Firma para proteger a la infancia víctima de este conflicto.