La Fundación IKEA lanza un año más ‘Peluches para la Educación’, su campaña más solidaria

29 Octubre 2014

Un año más la Fundación IKEA, junto con Save the Children y UNICEF, ha puesto en marcha su campaña más solidaria: ‘Peluches para la Educación'. Esta iniciativa tiene como principal objetivo proporcionar una educación de calidad a niños y niñas vulnerables en países en vías de desarrollo.

Así, por cada peluche y libro infantil vendido en cualquier tienda IKEA del mundo, entre el 9 de noviembre de 2014 y el 9 de enero de 2015, la Fundación IKEA donará 1€ a UNICEF Y Save the Children para proyectos de educación infantil.

En IKEA están convencidos de que el amor a la lectura abre la puerta a la educación. Por eso un año más, y como parte de la campaña ‘Peluches para la Educación’, van a publicar un libro infantil cuyos protagonistas son los propios peluches. En el libro de este año, “El príncipe rana”, los jóvenes lectores visitan un bosque de cuento y aprenden sobre los vínculos especiales de la amistad. El autor del libro es el premiado escritor sueco Ulf Stark y las ilustraciones son de Silke Leffler.

Nosotros destinaremos estos ingresos a mejorar las condiciones educativas de niños y niñas en situación de vulnerabilidad de de Asia y Europa del Este. Por su parte UNICEF podrá seguir apoyando el programa de Escuelas para África y Escuelas para Asia para que cada día muchos más niños y niñas puedan ir a la escuela y reciban una educación de calidad.

Además, este año se ha incorporado una nueva actividad. Se trata de un concurso de dibujo para que los niños dibujen el peluche de sus sueños y, si resulta seleccionado, se fabricará y venderá en las tiendas IKEA de todo el mundo, como parte de una colección especial limitada el año que viene.

Más de 67 millones de euros para 99 proyectos en 46 países

Desde que comenzó la campaña ‘Peluches para la Educación’, hace ya 12 años, y gracias a la implicación de sus clientes y empleados, IKEA ha logrado recaudar con esta campaña 67 millones de euros. Estos fondos han permitido financiar más de 99 proyectos en unos 46 países, y ayudar a mejorar la educación de más de 11 millones de niños y niñas en todo el mundo.