Los nuevos objetivos globales podrían salvar las vidas de 6.500 niños cada día

25 Septiembre 2015

Hoy se reúnen en la 70 Asamblea Global de Naciones Unidas en Nueva York los líderes mundiales y desde Save the Children queremos pedirles que aseguren la salud, educación, protección y supervivencia infantil de todos los niños.

Casi 35 millones de vidas se podrían salvar durante los próximos 15 años si se fortalecen los sistemas sanitarios, se proporciona cuidado sanitario gratuito para las madres y sus hijos y se aumenta el número de trabajadores sanitarios para atender a niños enfermos.

Los nuevos Objetivos de Desarrollo Sostenible establecen 17 metas globales que se deben alcanzar de aquí a 2030, incluyendo el fin de la pobreza extrema, una educación de mejor calidad, acabar con todas las formas de violencia contra los niños y con la desnutrición y las muertes prevenibles.

Tenemos una oportunidad histórica para producir cambios significativos. Los líderes mundiales deben hacer todo lo posible por aprovecharla. Si estos nuevos objetivos se adoptan e implementan adecuadamente representarán un cambio radical en cómo el mundo aborda la pobreza y ayudarán a acabar con las desigualdades que los Objetivos de Desarrollo del Milenio comenzaron a atajar, pero no han conseguido del todo.

Supervivencia Infantil

De hecho, aunque los esfuerzos globales para acabar con las muertes prevenibles han salvado millones de vidas desde que es establecieron los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), este progreso esconde un aumento de las desigualdades entre países, con más de 2 millones de recién nacidos que mueren en su primera semana de vida cada año.

En India, por ejemplo, ha habido un progreso notable a la hora de alcanzar algunos de los ODM, pero el éxito varía entre cada uno de los 29 estados del país. Los esfuerzos de la National Rural Health Mission en 2005 han supuesto una mejora en la salud materno-infantil, pero los objetivos a nivel nacional no se han cumplido.

El sistema sanitario de India ha sido descrito como una paradoja, es líder en el desarrollo de medicamentos genéricos de bajo coste, pero a la vez millones de personas entran en riesgo de pobreza porque no se pueden permitir los costes de la sanidad.

Equidad Educativa

De forma similar, aunque ha habido un tremendo progreso en los indicadores de educación a nivel global durante los últimos 15 años, en los que se ha reducido en la mitad el número de niños que no van al colegio, el mundo no ha conseguido el ODM 2, que pretendía que todos los niños tuvieran acceso a educación primaria.

De hecho, 59 millones de niños en edad de recibir educación primaria no van al colegio y 100 millones más no completan la educación primaria básica.

En Sudáfrica, por ejemplo, 20 años después de la llegada de la democracia, solo la mitad de los niños recibe educación hasta los 18 años. Sudáfrica ha hecho grandes avances, pero mientras que todos los niños más ricos terminan la educación primaria, el 15 % de los más pobres no lo hace. Hubo un gran progreso a la hora de reducir la brecha entre ricos y pobres de 2000 a 2007, pero desde entonces la brecha sigue siendo la misma entre las áreas rurales y urbanas.

Como integrantes de la campaña Action 2015, valoramos que los Objetivos de Desarrollo Sostenible se centren en una educación inclusiva y equitativa, en una sanidad con cobertura universal, en fortalecer los sistemas de salud y acabar con todas las formas de violencia contra los niños, además de continuar con el objetivo de prevenir muertes maternas e infantiles.

Todos los líderes reunidos en Nueva York esta semana deben poner a los niños más olvidados primero, asegurándose de que ninguno se queda atrás por su género, edad, discapacidad, ingresos, lugar de procedencia, etnia o cualquier otro estatus.