Image
niña en Moria

Apoya nuestro trabajo con
la infancia refugiada

Hazte socio ahora. Elige tu cuota
Cantidad mensual

Podemos dar atención médica para 12 niños y niñas durante un mes.

Podemos dar atención médica para 15 niños y niñas durante un mes.

Podemos dar atención médica para 18 niños y niñas durante un mes.

Cantidad puntual

Tus cuotas de socio tienen beneficios fiscales. Podrás desgravarte hasta un 80% de tu donación.

El incendio en el campo de refugiados de Moria el pasado 9 de septiembre puso en evidencia cuál es el resultado de años de una política inhumana que ha permitido que decenas de miles de personas que huían de Afganistán, Siria o Iraq vivieran durante años en campamentos superpoblados, sin apenas acceso a agua corriente y otros servicios esenciales.

13.000 personas refugiadas se quedaron de repente sin refugio, teniendo que dormir varios días en la calle y a la intemperie. Entre ellas, había más de 4.000 niños y niñas - entre los cuales estaba Reijanah - y 400 que se encontraban solos, sin ningún referente adulto.


viajamos a lesbos y conocimos a reijanah, una niña refugiada de 10 años

Tiene 10 años, lleva pulseras de colores en su mano derecha, su comida favorita son los espaguetis y su sueño es ser cantante.

Ella, como otros 4.000 niños y niñas, vivía en el campo de refugiados de Moria hasta que un incendio lo destruyó por completo. Las llamas quemaron toda su ropa, sus cuadernos para dibujar y el colchón donde dormía.

Reijanah, sus padres y su hermana pequeña salieron huyendo, asfixiados por el humo.

Reijanah y su familia han sido obligados a trasladarse al nuevo campo en Lesbos para vivir en condiciones parecidas o peores que antes. 

Los refugiados no podrán soportar en esas circunstancias las duras condiciones del próximo invierno. No pararemos hasta que el nuevo campo de refugiados sea desmantelado. 

Hazte soci@ de Save the Children hoy y apoya nuestro trabajo con la infancia refugiada.



¿CÓMO AYUDAMOS A La infancia refugiada?

Trabajamos en Oriente Medio desde 2012 desplegando equipos de emergencia para llevar a cabo intervenciones humanitarias en Jordania, Líbano, Irak, Egipto y Siria, países de origen de la mayoría de personas refugiadas que se encuentran en Lesbos.

Nuestra actual respuesta se despliega tanto dentro de Siria como en los países cercanos para intentar cubrir las necesidades básicas de los refugiados. 

También trabajamos en toda Europa – especialmente en España, Italia y Alemania – para ayudar a los niños y niñas refugiados y sus familias.

Nuestra intervención se basa principalmente en proporcionar a la infancia siria apoyo educativo y emocional, protección y alimentos y bienes de primera necesidad.

Ayudamos a más de 133 millones de niñas y niños en más de 118 países

¿Qué tipo de ayudas hacemos llegar?

  • Salud y nutrición. La falta de acceso al sistema sanitario y alimentación adecuada hace que los niños se encuentren entre los grupos más vulnerables. Estamos llevando a cabo programas de alimentación y llevando unidades de salud móviles a los lugares más remotos. 
     
  • Educación. Estos niños y niñas llevan muchos años sin poder ir al colegio; algunos nunca han ido. Les estamos ofreciendo una educación para que puedan tener la oportunidad de construir su futuro. 
     
  • Agua: Tratamos de mejorar las condiciones de sanidad, higiene y agua que reciben las familias y los niños para evitar la transmisión de enfermedades como el Covid-19. 
     
  • Protección. Los niños necesitan recuperarse de las secuelas psicológicas y emocionales de las que sufren. Ponemos en marcha Espacios Seguros donde se imparte educación no formal mediante actividades de ocio y tiempo libre. 

Únete a los más de 130.000 socios de Save the Children y ayúdanos a desarrollar nuestros programas

Image
En España llegamos cada día a más de 5.000 niños en riesgo de exclusión social.

En España llegamos cada día a más de 10.000 niños y niñas en riesgo de exclusión social.

 

Todo esto es gracias a personas como tú.

HAZTE SOCIO