Image
ayuda_humanitaria_savethechildren.jpg

Cómo trabajamos en una emergencia

Más de 4 millones de niños y niñas viven en países afectados por conflictos o desastres naturales. Nuestra respuesta se adapta a las emergencias que suceden lentamente, como una crisis alimentaria; las que llegan de repente, como un terremoto; o las emergencias provocadas por causas mucho más complejas, como un conflicto armado. 

Somos la respuesta allí donde la infancia es la emergencia.  

Además de atender sus necesidades más esenciales, como la comida, el agua o la educación, resulta imprescindible poner en marcha todos los mecanismos que les permitan estar protegidos y no sufrir más daños que los que la emergencia ya ha provocado en sus vidas. Trabajamos intensamente para evitar y mitigar el riesgo de los niños de separarse de sus familias y comunidades, de sufrir abuso y explotación sexual y de asimilar daños y traumas psicológicos que, de no atenderse, pueden permanecer con ellos toda su vida.